Descubre el gusto por la sabrosísima y variada gastronomía alemana

Los cinco pilares de una dieta sana y equilibrada
28 mayo, 2020
Las seis claves del cocinado de la salchicha perfecta
25 junio, 2020

Descubre el gusto por la sabrosísima y variada gastronomía alemana

Cuando hablamos de gastronomía alemana a la mayoría nos vienen a la cabeza las salchichas de Frankfurt, los perritos o, como mucho, el codillo con puré de patatas. Pero el recetario de este país es infinitamente más rico y variado. El entorno social y cultural y las influencias de los países y regiones colindantes han marcado los platos tradicionales alemanes. Baviera y Suabia, al sur, comparten recetas con suizos y austríacos; al oeste, la cocina francesa marca claramente la tradición culinaria germana; las comarcas del este se ven influenciadas por los países de orientales de Europa y las del norte por la tradición holandesa. Gulash, chucrut, spätzle, schnitzel holstein, kassler, wickel klees, kartoffel o pirok son deliciosos platos alemanes que, a buen seguro, nos dejarían, a la mayoría, con los ojos como platos. Abarcar esta riquísima gastronomía en estas líneas sería tarea imposible, pero hoy os ofrecemos un sencillo pero exquisito menú con el que queremos despertar vuestra curiosidad por esta sabrosísima cocina.

En realidad, vamos a enseñaros a preparar una receta, que sirve de plato único y que puedes encontrar tanto en los puestos callejeros como en los más reputados restaurantes alemanes: el Currywurst. Y, como broche final, uno de los postres más sencillos y sabrosos de la tradición germana, el Strudel de manzana.

Currywurst

Esta preparación tiene muchas variaciones, pero nosotros te proponemos el modo en que se sirve en cualquier restaurante, bar, puesto callejero u hogar de Munich.

Para su preparación te recomendamos nuestras salchichas tipo Bratwurst de Piken.

Ingredientes:

  • 4 salchichas
  • 1/2 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 400 gr de tomate triturado
  • 1 cucharada rasa de azúcar
  • 1 cucharada de vinagre de manzana
  • 1 cucharadita de mostaza
  • 1 cucharada de curry en polvo
  • Aceite, sal y pimienta

Elaboración

  • Se pica la cebolla y el diente de ajo y se rehoga hasta que tome color dorado. A continuación, ponemos el tomate y el azúcar y dejamos que reduzca hasta que haya espesado un poco. Salpimentamos al gusto.
  • Agregamos el vinagre de manzana, la mostaza y el curry y mezclamos bien. Es fundamental que la cocción sea lenta para que espese lo suficiente y tome un color más oscuro.
  • Cocinamos las salchichas a la plancha o a la parrilla y cortamos en rodajas. Vertemos la salsa por encima de las salchichas y espolvoreamos con curry.

Puedes acompañar el currywurst con patatas fritas o con chucrut (una receta de col fermentada que, además de deliciosa, es un excelente probiótico natural, repleto de vitamina C y super beneficiosa para nuestro intestino).

Postre típico alemán: strudel de manzana

Y de postre: Strudel de manzana. Este dulce también se elabora en otros países de centro Europa, pero, sin duda, el más reconocido es el alemán.

Ingredientes:

  • 200 gr de manzanas de la variedad que más te gusten.
  • 1 lámina de hojaldre (200 gramos)
  • 30 gr de nueces (puedes agregar cualquier fruto seco que te guste)
  • 40 gr de pasas
  • 120 gr de azúcar
  • 40 gr de mantequilla
  • 2 cucharadas de canela en polvo.
  • Azúcar glass era decorar
  • Pan rallado
  • Un huevo batido

Debes tener en cuenta que se debe servir templado, con unos 5 minutos de reposo desde que sale del horno estará perfecto.

Preparación:

  • Pon las pasas a remojo con agua o con vino dulce
  • Estira la masa de hojaldre sobre una superficie de trabajo enharinada.
  • Cubre la masa con el pan rallado (su función es que absorba los jugos del relleno durante la cocción y no reblandezca la masa.
  • Mezcla en un cuenco las manzanas peladas y cortadas en láminas no demasiado finas, el azúcar, la canela, las nueces y las pasas escurridas.
  • Dispón una fina capa del relleno sobre la masa y riégala con la mantequilla derretida. También puedes añadir un poco de ron.
  • Enrolla la masa, presionando con los dedos y píntala con el huevo batido.
  • Espolvorea con un poco de azúcar y si quieres con almendra picada e introduce al horno precalentado a 180 grados. Deja cocer unos 30 o 40 minutos o hasta que el strudel esté dorado y crujiente.
  • Antes de servir puedes espolvorearlo con azúcar glass y unas almendras picadas. Y si eres goloso, una bola de helado de vainilla es el acompañamiento.
  •  

Como podrás comprobar, estas dos recetas son sencillísimas y te aseguramos que deliciosas. Pero, si te gusta el buen comer, te animamos a buscar y atreverte con otras preparaciones alemanas que seguro te convertirán en un fan incondicional de la riquísima gastronomía germana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies